Julia Helena y yo, años 50.

Graciela Vélez, Santander.

Para que le duela más Travesura en la iglesia Bailar trompo El recuerdo más gracioso jamás contado Andando por Morelia Las tortillas voladoras

Más historias de Gracielaverlas todas

El trabajo de mamá Juegos santadereanos

¡Déjanos tu comentario!